martes, 3 de mayo de 2011

Relajémonos - Memorias de Malena (II)

Hace tiempo recibí como regalo un bonito sobre con unas florecitas secas y un lacito verde. En su interior, un bonito papelito de reciclaje marrón:

“Masaje antiestrés de 1 hora de duración.
Centro Karma LaraLara”.
Llame para pedir cita.”

Así que con toda mi ilusión en la espalda, por pasar una horita bonita y feliz, como la de los bares, pero mejor aún, llamé por teléfono:
- “Centro Karma LaraLara”.
- Hola, quería pedir cita para un masaje antiestrés que me han regalado.
- ¿Le viene bien mañana jueves? 
- O no, mañana no…
- ¿Y el viernes?
- Sí sí, el viernes estupendo.
- ¿Le importa que le dé el masaje Juan?
- (Ostias tú!!!, que me lo va a dar un tíooooo!!!!!)
Estoooooo… mmmmm… estoooooo… sí sí…
- Bueno, pues nos vemos el viernes.

Ahí andaba yo, dos días llenos de misterio, pensando que un hombre iba a tocarme durante una hora, de una forma “legal”, vamos, que C. no podría decir nada al respecto. PERFECTO. Plan perfecto!!!

Llegó el viernes, y allí fui yo, con la tontería de una quinceañera, pensando que aquello iba a llevarme a un segundo plano astral, o algo parecido… Arf arf arf…

Me atendió la amable señorita del teléfono, que me dijo que pasara a la cabina, y me quitara toooooda la ropa, y añadiera en su lugar un mini tanga rosa, que pensaba yo “para ponerme eso, mejor no me pongo nada… “
A los 3 minutos, llegó Juan. Contra todo pronóstico erótico, Juan era un hombre de unos 55 años, calvo, bajito y nada agraciado, por no decir que el pobre, era lamentablemente feo.
- “Te pongo un poco de música?
- Bueeeeeenooooo.
Empezó a sonar una música delicada y suave, sonidos marinos y francamente relajantes. Aquello me gustaba.
Tumbada de espalda, Juan me dijo que bajaría un poco la toalla, lo justo para no incomodarme, pero que necesitaba hacer una línea perfecta entre el principio de mi espalda y el final de la misma.
(Oléeee… sí sí, lo que tú veas… )
Y empezó a tocarme. Juan empezó a tocarme.
Y cómo me tocaba!!!… Nunca en la vida pensé que un tipo como aquel pudiera hacerme disfrutar de aquella manera, pero aquella línea perfecta sobre mi espalda y mis caderas, era francamente perfecta, para él como dador, y para mí como receptora.
Pensé que me dormiría en cualquier momento, pues me sentía verdaderamente a gusto, pero no. Lo que yo quería era disfrutar de cada tacto, de cada mano firme que me apretaba, de cada movimiento por mi piel…

Y pienso en todo esto, porque hace un mes me han vuelto a regalar otro sobrecito de esos… en otro lugar… pero bueno… a una le da por añorar…

14 comentarios:

hEto dijo...

Esta vez pregunta por hEto, ¡¡por lo que más quieras!!.

Llevo trabajando en el "Centro Karma LaraLara" desde primeros de abril, y mi especialidad es, aunque muy distinta a la de Juan, muuuuucho más placentera y eficaz (eso sí, sobre todo para el masajista) y se trata precisamente de la técnica de la curvatura perfecta aplicada a donde la espalda pierde su noble nombre y el coulotte adquiere nombre real.

Por ser tú te haré un... hueeeco, adaptado a tus, necesidadesssss, de horariosssss, mon cheri.

Y es que últimamente me siento tan... ¿magnánimo?.


Un besazo, cielo.

H.




PD : La leche corporal la pongo yo; no hace falta que traigas nada.

Malena dijo...

Querido hEto:
Eres un sol! No sabes cómo agradezco que me hagas un hueco en tu apretada agenda. Prometo ser buena, y no hablar, y no quejarme si me aprietas demasiado...
Me ha encantado! Gracias, encanto.
BeXo.

cucaraton dijo...

La vida te da sorpresas y con los ojos cerrados la imaginación nos presta la mirada. Un beso.

Malena dijo...

Solo me faltaba que en mi próxima cita me encontrara realmente con hEto... eso sí iba a ser una sorpresa!!!
BeXo, cielo.

Tripi dijo...

Malena: ¿pero al final te follaste o no al Juan? jajjajaja. De todas formas, muy bien no lo debía de hacer, si te estabas quedando dormida...ji, ji.

Saludos, monada.

un BeXito, arf, arf.

Míchel dijo...

¿Mojaste el tanga?

martesytrece dijo...

Lo único que importa es que disfrutaste de verdad. Y si a ese disfrute le unimos la imaginación, entonces, sesión perfecta.

Un abrazo y feliz semana.

Efectos Especiales dijo...

Yo también quiero masaje...

andy dijo...

La última tía a la que me tiré me hizo una sesión de fotos y ya no he vuelto a saber nada de ella. Ni de ella ni de la cámara. http://lospizzicatidetzigane.blogspot.com/2011/04/flash-o-de-como-un-violinista-hace-una.html

Malena dijo...

Tripi: como diría nustro estimado Don Fernando, no hubo fornicio, monada.

Míchel: con el agua del mar del fondo, solamente.

Martesytrece: ciertamente, fue una sesión perfecta. Feliz semana para tí.

Efectos: eso es lo que se llama envidia sana, ji ji.

Andy: ya te he dicho que seguro que solo las quiere para ella... no te mortifiques.

5 beXos a repartir, guapetones!

pecadocapital79 dijo...

Es Juan que se ha enamorado de ti.....o de tu espalda.

Malena dijo...

Pues yo casi que me dejo...
BeXito Pecado.

Hostal mi loli dijo...

Malena me acabo de dar cuenta que yo en vez de arf arf arf digo arrr arrr arrr como si fuera una moto,que cosas más raras pasan. No te chives a mi amiga la monja que vengo por aquí que me excomulga.Besos.

Malena dijo...

Mi Loli, preciosa: no sé quién es la monja, pero tu secretito está a salvo conmigo ;)
Bexitos.