miércoles, 6 de abril de 2011

Me siento en la mesa del fondo de una cafetería con wifi. Ha pasado una hora y entra un tipo de mediana edad, unos 55 le echo yo... Camina despacio, con un aire elegante que acompaña su pelo lleno de estilosas canas. En este instante está sentado a dos mesas de distancia de mí. No toma café. Ha pedido un biosolan de naranja. Es guapo. Sí, podría decir que es guapo.

Y mi cabeza empieza a llenarse de fantasías.
Está sentado en esa esquina, con un aire informalmente agradable. Acaba de llevarse la mano a la cabeza y se ha echado el pelo para atrás.

Y yo me quedo con las ganas... Saber si tiene tan bonito cuerpo como aparenta. Si su cama es tan grande como la imagino. Si será suave al desnudarme, o será apasionado sin tabúes. Si hace el amor con la experiencia de su edad, o con la pasión de tener en sus brazos a alguien mucho más joven.

Y es que, en estos días de ofuscación, porque la distancia también tiene sus días cabrones, y siento a C. más lejos que nunca, en estos días, todavía mantengo la fea costumbre de ser fiel. Vaya!

8 comentarios:

aguardentero dijo...

Ummm sarna con gusto no pica, pero mortifica, jajaja, y recuerda que más ha perdido el cincuentón.

Anda que no debe estar contento C ni nada contigo .-)

Besos guapa,

cucaraton dijo...

Lo que ocurre en nuestra cabeza se queda en nuestra cabeza... Un beso.

pecadocapital79 dijo...

Dicen que la fidelidad está en el alma en lo limpia que se te quede después del acto.

Yo fantaseo hasta el aburrimiento, así que en este texto cambiando el género me identifico aunque seguramente algo más sumiso.

Salud.

amigospanko dijo...

Gracias en nombre de todos los "maduritos interesantes" (frase de Martirio). Está muy bien saber que pese a ir cumpliendo años podemos provocar fantasías en las inquietas mentes de las chicas volcánicas como tú.

Efectos Especiales dijo...

C. no debería de dejar a Malena sola.
Eso no está bien!

Nada bien...

Malena dijo...

Gracias chicos!! Por algo sois mis preferidos... Me sentía algo sola y acabáis de darme una bonita dosis de energía entre todos. Gracias...

Aguar: espero realmente que C. esté contento conmigo, si si... eso espero. Gracias por apoyar la moción: "más se ha perdido el cincuentón". ;)

Cucaratón: se queda en nuestra cabeza, se desarrolla en un blog y se fantasea por las noches con ello...

Pecado: creo que no iba a ser sólo el alma lo que no me quedara limpia... ainsss...

Fer: NO LO DUDES!! Los maduritos interesantes tienen todo ese amplio abanico de posibilidades y experiencia que nos pone tontorronas a más de una.

Efectos: opino lo mismo que tú... sñifgh... Pero por fortuna, vosotros me hacéis compañía.

GRACIAS!!

5 BeXos, a repartir...

hEto dijo...

No me lo puedo creer, y no te lo vas a creer, pero...

Tengo 49 años (aunque no aparento 55 ni harto de zumo de mandarina), demasiadas canas y suelo vestir de traje, solo por cuestiones profesionales.

El caso es que, no recuerdo el día exacto, ni el lugar donde me ocurrió lo siguiente :


Entré a tomar mi biosolan de naranja, como de costumbre, y estando sentado en la barra de la cafetería, por el rabillo del ojo aprecie una dulce y encantadora muchacha que estaba utilizando la zona Wi-Fi del local.
Aquella mujercita aniñada vestía un lujurioso conjunto de lolita colegiala e inmediatamente mi lascivia, apenas controlada, me llevo a fantasear un sueño muy, pero que muy similar al que narras.

Y me dije : Pero dónde vas tú, casi cincuentón viejo verde, con una delicia como ella; anda, no seas capullo, termina la consumición y vuelve a la cruda realidad.


¿A que es la hostia esto del destino y que haya alguien en la inmensidad de la red de redes, que le hubiera ocurrido algo tan parecido?.

¿Qué cosas, no?



Preciso, precioso y premonitorio es, este post tuyo que tan magníficamente has redactado.

Te beso, conSentido,


H.

Malena dijo...

hEto: ¿cincuentón viejo verde? Mmmmm... Qué bajo concepto tenéis de los cincuentones, canosos e interesantes... No somos pocas las que fantaseamos. Me apunto en la lista mi último médico, un policía que trabaja cerca de mí, un camarero encantador, y por supuesto C. dentro de unos años!!
BeXos